Cada vez son más las familias que deciden adoptar un gato en lugar de comprarlo. Y es que la delicadeza y el sigilo de los gatos los convierte en unos animales de compañía excepcionales. La adopción de gatos es una moda muy extendida, sobre todo de gatos bebé por ser más fáciles de educar y, por tanto, por presentar un periodo de adaptación más rápido y corto que los gatos adultos. Sin embargo, tanto si decides adoptar un gato adulto como si optas por adoptar un gato recién nacido, te interesará conocer todos los beneficios de adoptar un gato así como las características propias de los gatos adoptados o acogidos.

De entre las razas de gatos más adoptadas por las familias de todo el mundo se encuentran, por ejemplo, los gatos siameses y los gatos persas. Además, hay quienes su pasión por los animales va un poco más allá y decide adoptar un gato teniendo perro. Porque, aunque exista el dicho de “llevarse como el perro y el gato”, lo cierto es que la convivencia entre estos animales puede ser muy buena, siempre y cuando se críen juntos desde bien pequeños.

Cómo adoptar un gato

¿Conoces los pasos para adoptar un gato? Existen gran cantidad de refugios de animales abandonados y asociaciones sin ánimo de lucro que acogen gatos abandonados para darles una bonita segunda oportunidad, la adopción. Así pues, para adoptar a un gato deberás dirigirte a cualquiera de estas organizaciones y pedir información sobre las condiciones de la adopción.

Lo primero que deberás hacer cuando decidas adoptar un gato es plantearte la siguiente cuestión: ¿qué implica adoptar un gato? Lamentablemente, existen casos de familias que, al verse en la situación de cuidar a un minino, deciden devolverlo al refugio de donde lo rescataron y, en los casos más despreocupados, abandonarlos. Por eso, y para no caer en el arrepentimiento por una adopción impulsiva, es importante que te lo pienses muy bien antes de adoptar un gato. Como cualquier otra mascota, los gatos necesitan unos cuidados y una atención específica, además de todo el cariño y el amor que les podamos brindar para que gocen de una vida sana y feliz.

¿Cómo adoptar gatos?

El cuidado de los gatos adoptados

El antes y después de los gatos adoptados es impresionante. Generalmente, se tornan más cariñosos y gozan de buena salud. Por eso, si acabas de adoptar un gato, deberás conocer los cuidados de un gato de acuerdo a su edad y a sus condiciones físicas. El cuidado de los gatos adoptados pasa por consultar con los encargados del refugio o de la asociación de donde lo hemos recogido sobre los antecedentes del minimo: ¿qué edad tiene aproximadamente? ¿Está desparasitado? ¿Dónde lo encontraron?

Después, es fundamental que lo lleves al veterinario y le preguntes qué vacunas son necesarias para que tu gato crezca fuerte y feliz. Ten en cuenta que, si adoptas un gato adulto, necesitará un periodo de adaptación más largo que un gato más pequeño, por lo que deberás tener paciencia y, sobre todo, darle todo el cariño que se merece para que se adapte cuanto antes a su nuevo hogar.

La adaptación de un gato adoptado