Tipos de alergias en los gatos

Los gatos, al igual que las personas, pueden sufrir alergias que se manifiestan con síntomas muy diversos que van desde picores constantes que afectan a la piel, ojos o nariz, hasta problemas serios gastrointestinales. La alergia se produce cuando el sistema inmunológico del animal detecta la presencia de un elemento extraño y nocivo para su organismo, un alérgeno, y reacciona dando señales mientras intenta neutralizarlo y eliminarlo. Las alergias de los gatos no se curan de manera definitiva pero hay tratamientos efectivos para paliar sus síntomas.

Las alergias más comunes en los gatos

Tu gato puede ser alérgico a sustancias de todo tipo: un perfume, una planta, el humo del tabaco, un alimento, los ácaros que esconde el polvo… además es bastante común que un gato alérgico lo sea a varios elementos y requiera de algunas precauciones en su cuidado para que su salud no se resienta.



Entre las alergias que se dan con mayor frecuencia destacan:

1. Alergias de piel en los gatos

Si tu mascota se rasca desesperadamente hasta el punto de hacerse heridas, es muy probable que esté sufriendo una dermatitis atópica por causa de una alergia. El roce con una planta, algún producto de limpieza que utilizas a diario, el polen, el plástico de su comedero o arenero… descubrir la causa es fundamental para, una vez aplicado el correspondiente tratamiento, evitar que la situación se vuelva a repetir.

Este tipo de alergias pueden producirse tanto por contacto, el animal roza algún elemento que contiene el alérgeno, como por inhalación, lo ingiere al respirar, por ejemplo en el caso del polen.

2. Alergia de los gatos a las pulgas

En realidad, lo que provoca la alergia es la mordedura de estos desagradables parásitos, porque el alérgeno que afecta a los gatos está en su saliva. Picores terribles, inflamación de la zona afecta por la picadura, pérdida de pelo… en los casos de alergia severa estos síntomas se extienden por todo el cuerpo del animal y la atención veterinaria es necesaria. Por supuesto, si tu gato es alérgico a la mordedura de las pulgas, cualquier medida preventiva es poca. Ten en cuenta que ésta podría incluso provocarle un shock anafiláctico. Las pipetas y collares anti pulgas son, en estos casos, esenciales.

3. Alergia de los gatos a los ácaros

Es también de las más comunes. Los minúsculos ácaros se esconden en el polvo que se deposita en cojines, alfombras, muebles… a los gatos lo que les provoca la reacción adversa suele ser los excrementos de estos parásitos invisibles. Para intentar evitarla solo puedes extremar las medidas de higiene evitando en lo posible que el gato esté en contacto con textiles que puedan contenerlos. La aspiradora es tu mejor aliada.

4. Alergias alimentarias de los gatos

Son complicadas de diagnosticar y de tratar. Se producen cuando el alérgeno se esconde en un determinado alimento. La manera más efectiva de determinarla es la pura observación. Si tu gato se siente mal, presenta vómitos, diarreas o un prurito generalizado en su piel SIEMPRE que ingiere un alimento determinado es muy probable que sea alérgico. Por supuesto, si lo tienes claro, la solución es sencilla: no dárselo, pero no siempre detectar qué le provoca la reacción alérgica es fácil. En estos casos, la solución es optar por una dieta hipoalergénica, con piensos elaborados específicamente para gatos que sufren este problema. Deberás ceñirte exclusivamente a ese pienso y no completar su alimentación con alguna “golosina” porque tal vez sea ahí donde está la causa de su alergia.

5. Alergia de los gatos a alguna medicina

Los síntomas son similares al caso anterior. No puedes saber si tu gato es alérgico a alguno de los compuestos que se incluyen en un medicamente hasta que se lo des por primera vez. Si está siguiendo un tratamiento, con una nueva medicina, y notas que lejos de mejorar, empeora con vómitos y diarreas, suspéndelo inmediatamente y consulta con tu veterinario, puede que estés ante una alergia que, en este caso, haga que sea peor el remedio que la enfermedad.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No

Autor

Mariola Báez Verdú

Mariola Báez Verdú

Licenciada en Ciencias de la Información con más de 10 años de experiencia en la redacción de contenidos digitales y especializada en la elaboración de artículos y reportajes relacionados con el cuidado de animales domésticos.


7 artículos