Panleucopenia felina: síntomas y tratamiento

¿Notas que tu gato está deprimido, tiene menos apetito de lo normal o incluso tiene algo de fiebre? Si es así, tu mascota podría ser una víctima más de la panleucopenia felina, una de las enfermedades más comunes de los gatos que, sin embargo se cobra la vida de miles de ellos en todo el mundo. ¿No sabes cuál es el diagnóstico de la panleucopenia felina? ¿Quieres conocer todos los detalles sobre el virus de la panleucopenia felina?  Entonces no dudes en seguir leyendo.

Anna Hoychuk || Shutterstock

¿Qué es el virus de la panleucopenia felina?

La panleucopenia felina es una enfermedad vírica que se contagia con mucha facilidad entre los gatos. Aunque bien es cierto, que es una dolencia poco común entre los gatos domésticos, actualmente se ha convertido en una de las principales causas de mortalidad en estos animales.

Esta enfermedad tiene su principal causa en el parvovirus felino, un tipo de virus muy similar al parvovirus canino, y que afecta sobre todo a gatos bebés menores de un año de edad. Asimismo, el principal foco de contagio suelen ser las heces contaminadas que al entrar en contacto con un gato sano, pueden llegar a contagiarlo.

Cómo tratar la anemia en los gatos

Síntomas de panleucopenia felina en tu gato

Aunque se trata de una enfermedad que en sus inicios puede no manifestarse claramente a través de signos clínicos, muchos gatos debutan con leves estados de depresión, con falta de apetito, incluso, con algo de fiebre. Tras la fiebre en los gatos, también pueden presentarse vómitos y un estado de letargo generalizado.

Es muy común que al inicio de la enfermedad, el gatito presente síntomas similares a los de un envenenamiento o a los de un atragantamiento. Por este motivo, es necesario llevarlo al veterinario de forma urgente para que le puedan realizan un diagnóstico más preciso.

¿Cuáles son las vacunas para gatos obligatorias?

Cómo prevenir la panleucopenia felina

Afortunadamente, la vacuna Triple Felina ayuda a prevenir el virus de la panleucopenia felina, y se suele administrar cuando el animal tiene pocas semanas de vida, ya que son los gatos menores de un año de edad, los más susceptibles a contagiarse de esta enfermedad.



Una vez que reciben la primera vacuna, es aconsejable que los gatos reciban la vacuna de la panleucopenia felina, al menos, una vez al año.

Al igual que cualquier otra enfermedad vírica, la panleucopenia felina se trata de una enfermedad terriblemente contagiosa que se contagia por contacto directo entre los gatos, bien a través de las heces, de la saliva, o de cualquier otro fluido corporal.

Sin embargo, también se han dado casos de contagio a través de los objetos habituales que utilizan estos animales, como por ejemplo, el comedero, el bebedero o, incluso, los juguetes con los que pasan su tiempo de ocio.

Por ello, para asegurarnos una buena prevención, es importante alejar a nuestra mascota de todos los gatos que sospechemos que pueden ser un foco de contagio, especialmente de gatos callejeros o de gatos que vivan en entornos rurales en los que no hayan podido ser vacunados frente a esta enfermedad.

Kseniia Perminova || Shutterstock

¿La panleucopenia felina se cura?

El gato infectado con el virus de panleucopenia felina puede tener una esperanza de vida muy corta, debido a que es una enfermedad letal. Sin embargo, una vez que el veterinario diagnostica la enfermedad al animal, el único tratamiento que podrá aplicarle es aquel que ayude a aliviar sus síntomas, ya que no existe ningún medicamento específico para atenuar el virus.

Cómo curar la panleucopenia felina

Para aliviar los síntomas de la deshidratación, es probable que el animal sea sometido a un tratamiento de fluidoterapia o lo que es lo mismo, la administración de líquidos por vía oral o intravenosa.

Para combatir la desnutrición, se le aconsejará al dueño del animal que comience a darle una dieta hipercalórica, basada en alimentos y piensos para gatos con un alto valor proteico, para que el animal vuelva a coger fuerzas.

También es probable que el veterinario recete algún antibiótico, sobre todo en el caso de los gatos que presentan infecciones secundarias a la propia panleucopenia felina.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No